8.2.07

Una ración de verdad

Entre los múltiples engaños a los que suele someter Batasuna a los ciudadanos de este país destaca la incesante costumbre de adjetivar a sus presos como políticos. Siempre digo que de políticos tienen muy poco y que en España de eso no hay. Da igual. Ellos se empeñan y como normalmente sucede, una mentira repetida muchas veces se convierte en alguna especie de verdad.

De hecho estoy seguro que muchos, batasunos y no batasunos, asumen que esto es así, que los presos etarras deben ser considerados y son, sin duda alguna, políticos.

Hoy sale la noticia de que Amnistía Internacional, como no podía ser de otra manera, no va a amparar a De Juana Chaos. Es curioso porque también, y de nuevo mintiendo, suelen acostumbrar a decir que AI denuncia toda esa historia, o leyenda, de las torturas. Como muchas veces he explicado esta organización nunca, y digo nunca, ha asegurado que se torturen etarras. Se investiga como todo pero nada más. AI dice que "no considera como presos de conciencia a quienes practican o abogan por la violencia". Yo tampoco. Es que un terrorista no lo es. Esa es la verdad.

No hay comentarios: