26.2.07

Como en los viejos tiempos

Mucha gente recuerda un tiempo no demasiado lejano en el que las calles de muchos pueblos de Bizkaia eran arrasadas cada fin de semana por jóvenes radicales simpaticitantes de Herri Batasuna. Eran tiempos duros en los que las calles eran tomadas casi por inercia como una actividad más de cada sábado. Cuando digo tomadas me refiero a quemadas, destrozadas, etc.

Comentaba un chico el domingo que antes, cuando veían un helicóptero sobrevolar el cielo bilbaíno, sabían perfectamente que ese día se iba a liar petarda en las calles de la capital. Que los de siempre iban a hacer de las suyas amedrentando a conductores de autobuses, clientes de batzokis y asiduos de Casas del Pueblo, así como a todas aquellas personas que sin comerlo ni beberlo se encontraban de repente en medio de una batalla campal que, ni habían provocado ni tenían por qué padecer.

Este sábado en Bilbao, de nuevo, como en los viejos tiempos, se ha liado una de aquellas. Pelotas de goma, contenedores y piedras volvieron a ser protagonistas de este giro que Otegi dice haber sufrido Batasuna. Y como antaño, detenidos y heridos, personajes en otro tiempo fundamentales de la tragicomedia dirigida por los de la serpiente y el hacha.

Luego viene Otegi y cuenta en La Vanguardia que ellos están por la Paz, que han hecho mucho pidiendo a ETA que vuelva a la situación del 22 de marzo y que, sin duda, ETA mantiene el alto el fuego. Ya saben, como en Anoeta: ellos son los buenos y las personas que buscan la paz.

El cuento de Pedro y el lobo le hace a uno recapacitar sobre la veracidad de sus palabras.

(foto de El Correo)

1 comentario:

.NaiD. dijo...

Como sigamos en regresión vamos a llegar a las barricadas!! Y todos en casa sin poder ir a trabajar.